Por Elisabet Cejudo Velasco. Abogada

Cuando los cónyuges deciden separarse o divorciarse, es decir, extinguir la convivencia marital, lo habitual es, si hay hijos menores, que se atribuya la vivienda que fuera familiar a los hijos menores y al cónyuge al que se le atribuye la custodia de los mismos.

¿Qué pasa si después el progenitor con el que viven los hijos se lleva a vivir a su pareja al domicilio? Pues hasta nada daba lugar a una demanda de modificación de medidas interpuesta por el otro progenitor para que la pensión compensatoria (a favor de la ex) se extinguiera y, en relación a los hijos la pensión de alimentos se redujera atendiendo a las nuevas circunstancias.

Pues bien, la Sentencia del Pleno de la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo 641/2018, de 20 de noviembre confirma una Sentencia de la Audiencia Provincial de Valladolid Sección 1ª, de 15 de enero de 2018, que estimando la demanda de modificación de medidas interpuesta por el progenitor no custodio considera que cuando el padre/madre conviviente con los menores inicia una relación con convivencia estable en el mismo domicilio éste pierde la condición de domicilio familiar y, por lo tanto, existe una modificación de las circunstancias que se tuvieron en cuenta al atribuir el uso y, por lo tanto, esa atribución debe extinguirse y durar únicamente durante el tiempo en que tarde en extinguirse la sociedad legal de gananciales. Es cierto que a los hijos hay que proporcionarles alimento y una vivienda digna que cubra sus necesidades, pero no puede atribuírseles a perpetuidad un domicilio que ya no tiene el carácter de vivienda familiar.

Por lo tanto, como consecuencia de la perdida de la condición de vivienda familiar por convivir con una persona ajena a la que fuera la familia que allí convivía, los excónyuges pueden proceder a la extinción de la sociedad legal de gananciales para dejar de ser copropietarios de dicha vivienda y en la mayoría de los casos obligados al pago de la cuota hipotecaria al 50% cuando solo disfruta de la vivienda uno de los dos y, a más inri, con un tercero.

En dicha liquidación de la sociedad legal de gananciales siempre puede atribuirse la vivienda el progenitor custodio cuyo uso tenía atribuido indemnizando al otro con la parte que le correspondería o, por el contrario, proceder a la venta del inmueble.

Lo novedoso de esta Sentencia que confirma la Sentencia de la Audiencia Provincial de Valladolid es el hecho de que si tu pareja convive de forma estable con otra persona será causa para modificar la sentencia de medidas definitiva y extinguir esa atribución de uso inicialmente concedida. Ya no tendrá el cónyuge que abandona el domicilio seguir pagando la hipoteca de la que fuera su vivienda familiar para que viva en ella su ex con su nueva pareja.

Consecuencia de ello es un buen momento para modificar muchas sentencias que contenían la atribución del uso de la vivienda a los hijos y al progenitor custodio, con independencia de que las circunstancias cambiaran, prácticamente a perpetuo.

26 de abril de 2018

Por Elisabet Cejudo Velasco

Valóranos en Google
Si esta información le ha sido útil le agradecemos mucho que nos valore con 5 estrellas en GOOGLE haciendo click en el siguiente botón.
Otros lectores ya lo han hecho y esto es lo que opinan...

Recibe presupuesto sin compromiso

¿En qué podemos ayudarle?

Rellene el formulario o llámenos al +34 983 377 435. Estaremos encantados de atenderle.

Nombre*
Protección de Datos*